Especias para bajar de peso



¿Especias para bajar de peso? Sí, aunque no lo creas, existen especias o productos que normalmente se utilizan en la cocina y tienen propiedades diuréticas o quema grasa que representan una opción increíblemente efectiva para todas aquellas personas que intentan bajar de peso. La implementación de estas especias para fines estéticos viene desde tiempos muy antiguos, ya que se utilizaban desde antes de descubrir todos los tratamientos médicos que existen hoy día, y esta era la forma más efectiva para controlar el peso de forma natural. Aquí te digo cuáles son esas especias milagrosas:

  • Pimienta cayena: Actúa como regenerador sanguíneo y produce calor en el cuerpo, lo que disuelve el tejido adiposo, el colesterol, los triglicéridos y el ácido úrico. Puedes agregar una pizca en agua de limón.
  • Jengibre: Funciona como un quemador de grasa natural. Tomar jengibre ayuda a que el peso que pierdas sea de grasa y no simplemente agua. Además ayuda a la sensación de saciedad más rápido cuando comes. Es ideal para tomarlo en forma de té.
  • Ajo: El Dr. David Mirelman, del Instituto Weizmann en Israel, ha descrito el ajo como una “droga milagrosa” perfecta para desintoxicar el organismo. Además previene la presión arterial, funciona como tratamiento para la diabetes y mata células cancerosas. Puedes consumirlo en ayunas.
  • Mostaza: Este condimento ayuda a activar hasta en un 25% el metabolismo. Es una especia picante, esto es bueno para activar el metabolismo, como sucede con los familiares de los pimientos. Según un estudio realizado en la Penn University de los Estados Unidos, las comidas que tienen una tendencia hacia lo picante suelen ser buenas para quemar grasas y ayudar a que el cuerpo lo haga de mejor manera.
  • Canela: La propiedad de la canela para reducir peso corporal se debe a un compuesto que detiene el proceso de acumulación de grasa en el cuerpo sin necesidad de cambios hormonales y otros efectos secundarios. Además equilibra y reduce hasta un 29% la cantidad de azúcar en sangre, de forma que no sentiremos hambre durante más tiempo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *